miércoles, 19 de agosto de 2015

Suspiros

Hay suspiros que duran una vida
Otros una eternidad
Y la mayoría de ellos solo duran unos cuantos segundos.
El tiempo de duración depende de la intensidad que le des al suspiro
a quién se lo dediques
y por quién suspires.
Uno puede suspirar por aburrimiento
por una pérdida
o por haber encontrado o ganado algo.
Por oír una balada demasiado pegajosa
por haber pensado más de la cuenta
porque te hayan pisado mientras bailabas.
Por ti
porque probablemente se te de mal mentir
por haber dormido doce horas.
Uno suspira
la mayor parte de su tiempo
y no sabe la razón del por qué
lo hace. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario