domingo, 21 de diciembre de 2014

Corazón encogido

Hoy tengo el corazón encogido
impertinente, inexistente; frío como la nieve. 

Ya no siente, ya no llora; solamente espera.

Pero a veces se cansa de esperar, de las amistades, del amor, de la vida.. y es entonces cuando se deja ir y ya no espera nada, si quiera más allá de lo inimaginable.

Suele reclamar lo que fue o pudo ser en algún instante inigualable.

Contiene recuerdos memorables (otros no tantos) y a veces.. a veces quiere serlo todo, cuando no es nada en absoluto.

Hoy me apetece escribir letras para ti, y el día que ya no lo sean, serán letras en el aire dedicadas hacia mi; letras que forman cartas y cartas que forman memorias nunca enviadas a su destinatario. 

Hoy tengo el corazón encogido
impertinente, inexistente; de las noches en vela velando por ti.


No hay comentarios:

Publicar un comentario